Cocina con Tradición

 


Caldereta de Cordero


Miel Artesana


Lacianitas

 
Detalle de la Matanza Tradicional

 
Cecina

La gastronomía del valle de Laciana, es una cocina con gran tradición, compuesta por platos enérgicos y recios propios de la alta montaña.

Cualquier producto elaborado procedente del cerdo, tiene la garantía de la zona. Así, el samartino o la matanza del cerdo constituye la base de la alimentación.

Entre los primeros platos de la mesa lacianiega destacan los embutidos: quesos, chorizo, cecina, jamón, lomo embuchado o la sabrosa morcilla, el botillo y los chichos.

Sustanciosa y muy apetecible, es también la empanada del país, compuesta por chorizo, carne magra y panceta.

Pero si hay que hablar de un plato que se identifique en todo el valle, ese son los caldos, de berza, repollo o fréjoles, todos ellos plenos en sabor y consistencia, elaborados con carnes que se sirven como segundo plato y que son el complemento ideal, al cocinarse juntos, de cualquier mesa montañesa.

Conocidos también por su tradición pastoril, son los platos elaborados con carne de cordero, como son la caldereta o la chanfaina.

Y como postres, los artesanales arroces con leche, flanes, natillas, pastas de nata, retorcidos, aunque sin lugar a dudas, los postres por excelencia son, los fisuelos , el pionono o brazo de gitano, la tarta de moka y los borrachines.

Todo ello regado con licores hechos con frutos de nuestros bosques, de arándanos, caruezas, moras..etc.


Artículo: "El Samartino" Clic Aquí

 

Chorizo

Morcillas

Licor de Arándanos
     


Empanada de Tapa o del País


Caldo de Berzas


Botillo