RUTA EN BICICLETA 
"MINAS Y BRAÑAS"
 

 

VILLABLINO-VILLAGER-ORALLO-BRAÑAS DE ORALLO-BRAÑAS DE SAN MIGUEL-SAN MIGUEL DE LACIANA-VILLABLINO 

Dificultad: Media/ Difícil
Comarca
: Laciana
Kilómetros:
22,3
Ciclabilidad
: 100% 

Los valles de Laciana suponen para el cicloturista o el excursionista un serio esfuerzo debido a las pendientes  que es necesario salvar. Pero la belleza de los valles de las numerosas fuentes, arroyos y manantiales, los bosques de hayas y abedules, bien merecen el paseo. 

0:00 VILLABLINO. Plaza Luis Mateo Diez, frente a la Casa de la Cultura y junto a la iglesia.

Es la minería la principal actividad económica de la zona, que a finales del siglo pasado vino a cambiar de forma radical el modo de vida tradicional lacianiego. La agricultura y la ganadería cedieron ante el empuje del carbón y las numerosas actividades comerciales y económicas a él asociadas. La llegada del ferrocarril Villablino-Ponferrada, la vertiginosa construcción de viviendas para los mineros en todo el valle; los llamados cuarteles y un gran comercio, hicieron que Villablino, un pequeño pueblo de poco más de 40 casas y una escuela de primeras letras en 1850, se convirtiera en la villa que actualmente es. Salimos por la calle Doctor Fléming hasta el cruce con García Buelta, para allí girar a la derecha y continuar calle abajo.

0:65 Cruzamos paso a nivel del ferrocarril Villablino-Ponferrada, actualmente utilizado exclusivamente como ferrocarril minero. Este ferrocarril fue finalizado el 15 de julio de 1919, siendo el coste de su construcción de 12.450.000 pts. Con una longitud de 61 km, fue un importante medio de comunicación de los habitantes de la comarca y fundamental para el transporte de mineral hasta Ponferrada. Durante los años 50-60 alcanza su máximo desarrollo y es el 10 de mayo de 1980 cuando se cierra al servicio de viajeros.

0:7 Cruce de carreteras. Giro a la derecha y seguimos por carretera.

2:3 Entramos en el pueblo de VILLAGER. Su nombre parece proceder de un personaje llamado “Agerius” o “Agario”, este nombre aparece documentado en el año 967, atribuido a un presbitero. Villager significaría pues, “villa, granja, propiedad rural de Agerio”. La primitiva iglesia parroquial de Villager estaba bajo la advocación de San Félix, aunque sea San Lorenzo su patrono en la actualidad.

2:6  Cruce de carreteras. Giramos a la derecha.

2:63  Giro a la izquierda, para seguir por carretera con indicador – Orallo-.

3:00  Pasamos junto a explotación minera.

3:6 A la derecha pozo minero del grupo “Calderón”.

3:9 Cruzamos con una pista por la derecha. Continuamos de frente.

4:4 Entramos en el  barrio de ORALLO, llamado “Los Cuarteles de Orallo”. Se trata de un barrio formado por viviendas mineras.

5:00 Camino hacia la iglesia, a la izquierda. Seguimos de frente por el pueblo, en el que aún podemos observar vestigios de la arquitectura popular lacianiega. Casas cubiertas de pizarra, gruesos muros de lajas de piedra, ventanas adinteladas y algún horreo.

5:2 Plazuela de Orallo. A la derecha una casa blasonada.

5:3 A la izquierda casona palaciega del siglo XVIII, perteneciente a los Alvarez Carballo. Puerta con arco, blasón entre columnas y una ermita particular conforman un bello conjunto arquitectónico, ahora marcado por el tiempo y la humedad.

 5:45 A la derecha, un lavadero tradicional.

5:5  Iniciamos un tramo de dura pendiente por calle hormigonada.

5:55 Continuamos subiendo por pista de buen firme. A la derecha un pequeño depósito de agua.

5:6 Cruce con camino por la derecha. Continuamos de frente.

5:9 A la izquierda el río de Orallo.

6:3 Bifurcación de caminos. Tomamos camino de la derecha que continua subiendo ; de buen firme para ciclar.

7:4 A la izquierda una casa ,primera de las muchas brañas del valle.

7:5 El camino discurre entre muros de piedra, dejando a la izquierda el valle del río de Orallo.

7:7 A la izquierda una casa y a la derecha brañas.

7:8 Una nueva braña a la izquierda.

7:9 Bifurcación de caminos. Seguimos camino de la derecha.

8:1 A la izquierda, en la ladera de la montaña divisamos una gran cuadra con el tejado semicircular de chapa

.8:4 Bifurcación en la que seguimos por camino de la derecha. Camino de buen firme subiendo.

8:75 A la derecha una fuente. En el valle, a la izquierda, observamos las ruinas de unas antiguas brañas.

8:8  Acometemos un tramo de fuertes pendientes.

9:0  Zona de majadas y viviendas.

9:2 A la izquierda, brañas. Continuamos por el mismo camino, remontando el valle en moderadas pendientes.

9:3 Cruzamos un arroyuelo sobre un puente.

9:4 Cruce con un camino por la izquierda. Continuamos de frente subiendo.

9:45 Bifurcación. Tomamos camino de la izquierda.

9:7 Bifurcación. Continuamos la ruta por el camino de la derecha que sube.

9:75 Bifurcación. Tomamos camino de la derecha que sube a las brañas de “Castrocuchar”.

10:00 Brañas de Castrocuchar. Continúa la ruta bordeando el prado de la braña, dejándolo a la derecha. En el centro del prado una fuente cubierta con lajas de piedra.

10:2 Iniciamos ascensión por camino de buen firme dejando los prados de las brañas a la derecha. A la izquierda un manantial.

10:7 Bifurcación de pistas. Tomamos pista de la izquierda. A la derecha una pequeña braña. Continuamos por camino forestal.

10:9 Cruzamos una cancilla de cerramiento de la pista para vehículos a motor. La pista circunda el valle por su parte alta.

11:2 La pista cruza sobre puente de tubos y mejora notablemente el firme, suavizándose la pendiente.

11:8 Valdeamos un pequeño arroyo dejando el valle a la derecha. Continuamos por la pista forestal.

13:8 Tras subir un fuerte repecho. Bifurcación de pistas. Seguimos por la de la izquierda de buen firme.

14:2 Pasamos un puentecillo sobre un pequeño arroyo. Cruce con cortafuegos.

14:6 Se añade pista por la izquierda. Seguimos de frente. Se inicia un suave descenso hacia el valle de San Miguel.

14:8 Cruce de pistas. Continuamos por la de la izquierda que desciende.

15:2 Cruzamos otra cancilla. A la izquierda brañas.

15:4 Se añade pista por la izquierda.

15:8 Llegamos a una mina a cielo abierto. En este lugar la traza del camino puede ser modificada conforme progrese la explotación pero siempre se habilitará otro que conduzca a la parte baja del valle.

16:5 Cruce de pistas. Giramos a la izquierda.

16:7 Bifurcación de pistas. Giramos a la izquierda para continuar el descenso al valle de las majadas.

16:9 Acometemos un tramo de fuerte descenso.

17:2 Giro a la derecha en un ángulo de 170º, cruce de pistas para proseguir por pista de buen firme.

OPCIÓN. Nos encontramos en lugar conocido como “El Feixolín”. Se puede continuar remontando el valle del arroyo de San Miguel hasta las brañas de San Miguel, en el paraje conocido como “El Pleitín” a 2,5 km.

 

 

17:7 A la derecha instalación de mina y cargadero de carbón.

18:2 Cruce de pistas frente a una fuente bebedero. Giramos a la derecha. A la izquierda, la pista se dirige hacia un “poblado de cabañas”; de brañas, llamado “Buxionte”. Descendiendo por pista ancha, de buen firme, dejando a la derecha el cauce del arroyo.

18:5 Cruzamos arroyo, que ahora dejamos a la izquierda.

18:7 A la izquierda, en la ladera opuesta del valle observamos el poblado de “Buxionte”.

19:35 Se añade pista por la derecha. Continuamos de frente descendiendo al valle.

19:8 Bifurcación de pistas. Giro a la izquierda.

20:9 Entramos en el pueblo de SAN MIGUEL, en calle hormigonada. Conserva el pueblo un sabor tradicional a pesar de haber sido anexionado como un barrio de Villablino en los años 50. Conserva también cierta tradición agrícola y ganadera, aunque aquella única “mina de carbón de piedra” existente a mediados del s XIX, se  haya convertido en varios grupos mineros de gran producción y auténtico sustento de toda la comarca.

21:00 Cruce de calles. Giro a la izquierda. Enfrente una casona solariega. Esta casa es conocida como “La Casona” y recuerda en su construcción a las tradicionales casonas lacianiegas.

21:2 Cruzamos el puente sobre el arroyo de San Miguel. Continuamos por calle asfaltada hacia la iglesia.

21:3 Dejamos a la izquierda la iglesia. Se trata de una construcción del s XVII que era común a los pueblos de San Miguel y Villager. En su interior se hallan las sepulturas de algunas  importantes familias como los Lorenzana y los Pestaña. Como curiosidad, el tamaño de una de las campanas de la espadaña, llamó tanto la atención de los habitantes de la zona, en el siglo pasado, que los habitantes de San Miguel fueron apodados como de la “Campanona”.

Continuamos de frente por la misma calle.

21:4 Giro a la izquierda por calle real.

21:5 Cruce con carretera. Giramos a la izquierda, continuamos por la calle.

22:00 Giro a la derecha por calle que baja.

22:2 En el cruce giramos a la derecha.

22:3 Plaza de la Constitución. Fin de ruta.

 LAS BRAÑAS 

En la parte alta de los valles que recorren Laciana de norte a sur, se asientan pequeñas construcciones en el medio de propiedades de pasto, delimitadas por muros de piedra, aprovechadas en régimen individual. A todo el conjunto, establos, vivienda y propiedades se le denomina “braña”. Constituyen casi una copia del pueblo que se asienta valle abajo. Cada pueblo de estos valles, San Miguel, Sosas, Robles, Lumajo, tiene su “copia” valle arriba. Estas construcciones cuentan con corrales y cuadras para los ganados, incluyendo el llamado “trouso” o corral para los terneros. El “enchabanado” es un pequeño patio enlosado delante del edificio-vivienda propiamente dicho. Estas viviendas a las que los lacianiegos llaman “cabanas”, son pequeños edificios de una planta, de muros de piedra y cubierta de pizarra”techaos” o bien de paja “teito”. Además de una pequeña habitación , solían contar con una pequeña dependencia para la cocina y el “ochadero”, que suele estar orientado al sur.